La "Catedral del Cante" ovaciona a Carmen Linares

Ago
11
 La noche del 10 de agosto de 2014 despertó en La Unión con la luna más brillante de los últimos veinte años, luna que acompañó al bonito homenaje que el pueblo minero brindó a la Dama del Cante, Carmen Linares, que presentaba en el FICM su trabajo «Remembranzas». Abrió la jienense, con el «Canto de los desengaños» para a continuación agradecer a las autoridades y al público unionense su presencia en La Unión, «siempre es un orgullo regresar al escenario de la «Catedral del Cante», un lugar del que tengo muchos recuerdos buenos», dijo.

Inició la primera parte del recital haciendo un guiño a la tierra, por Taranta y Cartagenera con Salvador Gutiérrez al toque. Continuó, solemne, por Soleá acompañada esta vez por Eduardo Pacheco a la guitarra flamenca. Brindó Carmen Linares, con su voz madura y comprometida, llena de esencia, color y matices, su particular «Leyenda del tiempo» a su amigo, Enrique Morente, para, a continuación introducirse en poesía en la segunda parte del recital. Inolvidable y emotiva.

Comenzó con el poema de Miguel Hernández «Mis ojos en tus ojos» y siguió por Toná con «El sol, la risa y el niño» también del poeta oriolano. Viajó de Cádiz a Huelva, con unas Alegrías que bailó Javier Barón, aclamado, firme y torero, y por Fandangos, a «Moguer», el poema de Juan Ramón Jiménez. Se introdujo a posteriori en Cantes Festeros por Tangos muy bien arropada por las voces femeninas, flamencas y potentes de Ana María Gonzáles y Rosario Amador. Cerró su actuación en el Mercado Público con Bulerías Lorquianas; «La baladilla de los tres ríos», «El poeta le pide a su amor que le escriba» y «Anda jaleo» que pusieron un broche dorado a la actuación  de la de Linares.

El público, en pie, ovacionó a una artista, que entregada no dudó en rematar la noche del agosto unionense por Bulerías y al alimón, de nuevo, con el bailaor Javier Barón. Cautivó Carmen Linares al público unionense que le volvió a regalar una cálida y merecida despedida a una de las grandes voces flamencas de nuestro país.

Tras el recital, Carmen Linares, en presencia de las autoridades y numerosos unionenses descubrió su «Lámpara» en la Avenida del Flamenco con lo que su presencia en la localidad quedará perpetuada, por su cante, por arte y por su entrega y compromiso por el Flamenco. En la tarde de hoy, lunes, en la Casa del Piñón recibirá un nuevo homenaje, el «Castillete de Oro» por esa dilatada e implecable carrera artística que la jalona.

                                Imagen: Fundación Cante de las Minas

, ,

Deja una respuesta

error: © Todas las imágenes y contenidos de la web son propiedad de alaireyacompas.es