El cante vuelve para triunfar en "La Catedral"

 El Festival Internacional del Cante de las Minas tuvo una importante cita el pasado lunes con dos artistas que ya habían triunfado en la Catedral del Cante con anterioridad. El primero de ellos fue Arcángel. Tras el de Huelva, el turno la tocó a la Lámpara Minera 2016,  Antonia Contreras. Después de una semana de altibajos en el  festival unionense, el cante volvió para triunfar y ya no dejarnos hasta la final del concurso de cante del próximo sábado 11 de agosto.

Arcángel se presentó en La Unión con su último proyecto “Al este del cante”, en el que conversa con el Nuevo Coro de las Voces Búlgaras. Desde la libertad creativa, el onubense busca nuevas vías comunicativas entre culturas distintas, pero iguales. En el recital, con el coro dirigido por Georgi Petkov, fueron desgranando distintos palos, navegando entre la elegancia y el eco jondo.

El silencio se tornó sepulcral desde los primeros quejíos. Impresionaba el resonar en las paredes de la Catedral del Cante de las voces polifónicas búlgaras, voces, a las que se unió Arcángel para acabar de conmover al respetable. Junto al toque de Dani de Morón, el contrabajo de Popo y la percusión de Agustín Diassera nos fueron llevando por caña y tangos. Volvieron las voces búlgaras a las tablas del antiguo Mercado Público y se alearon con el de Huelva, por alegrías. Vieja blancura que arrancó con un tirititrán polifónicoContinua el viaje por seguiriyas para acordarse a continuación de dos genios. Emergen Federico García Lorca y Enrique Morente con La aurora de Nueva York.

Huelva y su cante surgen, de nuevo con las voces polifónicas, con el tema 23 diez…”Mi niño pa mi ha pintao un cielo con un pescaito / mi niño pa mi ha pintao la media luna de lao / con dos o tres pajaritos / con un beso me lo ha firmao“. Volvió Arcángel a recordar a los grandes y una Leyenda del tiempo llena de matices brotó emotiva desde las tablas. La poesía de García Lorca por bulerías supone el final de un sutil  viaje. Las Nuevas Voces Búlgaras dirigidas por Arcángel cierran con la Baladilla de los tres ríos. El flamenco volvió a recorrer la Catedral del Cante…

Especial fue para Antonia Contreras volver al lugar donde obtuvo hace dos años la Lámpara Minera. La malagueña fue la encargada de cerrar la noche con su último trabajo A la luz de tu cante. En él, de una forma muy personal, con su cante cristalino y sencillo, homenajea a una de sus maestras “La Niña de la Puebla”. Se rodea por el toque de Juan Ramón Caro y Antonio Cansino. De esa unión nace gloria.

Ofrece un buen ramillete de cantes de ida y vuelta, los que la de la Puebla dominaba con maestría y que Antonia hace suyos. Bonita su milonga inicial, como lo son las colombianas, Serranía de Brasil, o la guajira con la que cierra el espectáculo. Entre medias revive las  sevillanas que tan maltratadas suelen estar, nos remueve por serrana recordando a Chocolate, serranas que remata por abandolaos o nos pasea despacito por bulerías para rematarnos con su cante severo por seguiriyas. Un espectáculo cuidado y lanzado a la Catedral del Cante que respondió la entrega de la cantaora con una cerrada ovación.

En la noche de hoy, una de las guitarras flamencas más especiales vuelve a La UniónVicente Amigo presentará su último trabajo Memoria de los Sentidos.

Redacción: Al aire y a compás.

Fotografía: Prensa Cante de las Minas.

 

 

 

error: © Todas las imágenes y contenidos de la web son propiedad de alaireyacompas.es